Cómo encontrar la mejor mascarilla facial

¿Estás preparada para tu nuevo paso favorito en las rutinas de belleza y cuidado personal? Las mascarillas faciales son la forma perfecta de aportar a tu piel nutrientes, vitaminas y beneficios para que se vea saludable y se sienta bien. En solo 10 o 15 minutos, las mascarillas pueden ayudar a dejar la piel con un aspecto resplandeciente. Como sabe cualquier conocedor del cuidado de la piel, una piel hidratada es una piel de aspecto saludable, y las mascarillas pueden ayudar a transferir esa hidratación al cutis. Las mascarillas faciales pueden utilizarse para todo tipo de problemas de la piel, desde la piel seca hasta la piel apagada, las imperfecciones y mucho más. Sea cual sea tu tipo de piel o tu problema cutáneo, creemos que hay una mascarilla facial de la que vas a enamorarte. Aparte de todos los beneficios que aportan para lograr una piel resplandeciente, las mascarillas también son una forma estupenda de dedicar tiempo a uno mismo. Si agregas una atención al cuidado personal, como un baño, una revista y velas, puedes convertir tu tiempo de mascarilla en un día de spa personal o simplemente en un momento para tomar un respiro. A continuación, conoce más sobre por qué deberías utilizar una mascarilla facial en tu rutina de cuidado de la piel, cómo encontrar la mejor mascarilla facial para ti y cómo utilizarla.

¿Cómo funcionan las mascarillas faciales?

Las mascarillas faciales están diseñadas para proporcionar una hidratación intensa y altos niveles de humedad a la piel en un corto período de tiempo. Algunas mascarillas faciales pueden ayudar a estimular la piel en solo 15 minutos. Ya sea que utilices una mascarilla de láminas o en crema, las mejores mascarillas faciales ayudan a que la piel tenga un aspecto renovado y revelan un cutis espléndido.

Las mascarillas faciales pueden ser un paso más en tu rutina de cuidado de la piel, o puedes guardar una para esos momentos en los que quieres darle a tu piel un poco más de cariño. Independientemente del momento en que las utilices, las mascarillas faciales son una forma estupenda de ayudarte a alegrar el día y el aspecto de tu piel.

Tipos de mascarillas

Hay muchos tipos diferentes de mascarillas faciales que generalmente se dividen en dos grandes categorías. La primera es una mascarilla en crema, que suele venir en un frasco y requiere un enjuague después de usarla. La alternativa es una mascarilla de láminas, la mascarilla cada vez más popular de algodón, seda o papel empapados en suero, que se adapta al contorno de tu rostro. Elige tu favorita o incorpora ambas para acceder a la rutina definitiva de mascarillas faciales.

Cremas de mascarilla facial

Las mascarillas en crema reciben su nombre por su textura cremosa. Hay muchas opciones dentro del mundo de las mascarillas en crema, desde las de arcilla hasta las antioxidantes o las hidratantes. Las mascarillas en crema permiten aplicar el producto en zonas específicas del rostro. Puedes elegir un tipo de mascarilla para la zona T y otra para las mejillas y la barbilla. Una de las ventajas de las mascarillas en crema es que se pueden aplicar varias mascarillas a la vez y lograr que actúen o “realicen múltiples tareas” en diferentes zonas del rostro al mismo tiempo. (Consejo profesional: si usas varias mascarillas, puedes tomar una selfie colorida y genial de cuidado de la piel). Shani Darden, la esteticista asesora de Garnier, “prefiere una mascarilla en crema para tratar un problema específico”. Si te gusta ponerte manos a la obra con tu rutina de cuidado de la piel, prueba las mascarillas en crema.

Las mascarillas de arcilla, una versión de las mascarillas en crema, son beneficiosas para la piel grasosa. Dado que las mascarillas de arcilla pueden ayudar a eliminar las impurezas de la piel y minimizar la apariencia de los poros, son útiles para ayudar a convertir la piel problemática en una piel resplandeciente. Garnier Clean+ Pore Purifying 2-in-1 Clay Cleanser/Mask es una gran opción de producto para los tipos de piel grasosa que buscan probar una mascarilla en crema. Está formulado con carbón vegetal y funciona como un imán para remover la suciedad y el aceite de la piel. En los días de mucha prisa, se puede utilizar incluso como limpiador facial.

Mascarillas de láminas

Las mascarillas de láminas son la segunda categoría más amplia de mascarillas faciales. Fabricadas con láminas similares a las hojas de papel, las mascarillas se adaptan al rostro y pueden proporcionar una hidratación intensa a la piel en tan solo 10 o 15 minutos. Solo tienes que ponerte una en la cara y relajarte (o hacer las tareas del hogar, o comprar por Internet…) durante unos minutos, y, luego, quitarte la mascarilla para descubrir una piel radiante. Las mascarillas de láminas son de un solo uso, y no hay que enjuagar el producto sobrante que quede en la piel. Simplemente masajea el producto remanente en tu piel para obtener un estímulo adicional de hidratación.

Las mascarillas como The Super Hydrating Sheet Mask - Hydrating son perfectas para llevar en el avión o en el equipaje para su próximo viaje. Dado que apenas ocupan espacio y ayudan a hidratar profundamente la piel, las mascarillas de láminas son un producto ideal para revitalizar la piel y mantenerla hidratada mientras estás de viaje. (Pero no te preocupes, funcionan igual de bien para mejorar tu rutina de cuidado de la piel cuando estás en casa). Darden dice que utiliza una mascarilla de láminas “cuando [está] enfocada en la hidratación, o para comodidad cuando viaja”. Las mascarillas de láminas suelen estar formuladas para tipos de piel específicos. Busca una mascarilla de láminas que satisfaga las necesidades de tu piel.

La mejor mascarilla facial para su tipo de piel

Tanto si tu piel es seca, grasosa, normal o sensible, puedes encontrar una mascarilla facial que se adapte a las cuestiones específicas de tu piel. El primer paso es entender su tipo de piel. Una vez que conozcas mejor las necesidades de tu piel, podrás modificar tu rutina de cuidado de la piel para adaptarla a ellas. Las mascarillas de láminas están diseñadas para diversos problemas de la piel y pueden beneficiar a todos los tipos de piel, lo que significa que probablemente encontrarás una mascarilla de láminas favorita para tu piel.

Para la piel seca, opta por una mascarilla facial hidratante formulada con ingredientes nutritivos, como  ácido hialurónico. El ácido hialurónico ayuda a que la piel conserve la humedad. No te dejes llevar por la palabra “ácido” en el nombre. El ácido hialurónico (o HA, como suele conocerse) es uno de los ingredientes más populares en los productos para el cuidado de la piel. Busca este ingrediente en los productos que ayudan a aumentar la apariencia de la piel firme y de aspecto saludable. Cuando elijas una mascarilla facial, busca HA o “hialuronato de sodio”, como se escribe en algunas etiquetas, en el envase del producto.

Cada una de las mascarillas de láminas de Garnier son superhidratantes, así que empieza con las cinco y luego encuentra tu favorita. Si buscas una explosión de hidratación para la piel, empieza con The Super Hydrating Sheet Mask - Hydrating que proporciona una hidratación profunda. Después de usar esta mascarilla de láminas, la piel se siente más suave y se ve más radiante. Si tienes una piel normal o mixta, puedes probar una mascarilla matificante. Opta por The Super Hydrating Sheet Mask - Mattifying, formulada para ayudar a equilibrar la piel y reducir visiblemente la apariencia de los poros. Para la piel seca y sensible, prueba una mascarilla facial desarrollada para calmar la piel, como The Super Hydrating Sheet Mask - Soothing. Para una piel con aspecto cansado a la que le vendría bien un impulso de hidratación —quizás esté de viaje y Busca la mascarilla facial adecuada para llevar en el avión— nos gusta The Super Hydrating Sheet Mask - Anti Fatigue. Por último, si te estás preparando para una gran noche o quieres que tu piel tenga un aspecto saludable y radiante, una mascarilla facial potenciadora del brillo como The Super Hydrating Sheet Mask - Glow Boosting puede ayudarte.

Elige la mascarilla de Garnier que funcione mejor con tu piel en ese momento o abastécete de las cinco y prepárate para los próximos días. Independientemente de la mascarilla facial que elijas, no olvides aplicar una crema hidratante después de usarla para seguir hidratando tu piel. Al igual que la búsqueda de la mejor mascarilla de láminas para ti, debes buscar una crema hidratante que esté formulada para tu tipo de piel. Los tipos de piel seca deben elegir una crema hidratante no comedogénica con ingredientes que ayuden a proporcionar hidratación. Prueba Moisture Bomb The Antioxidant Super Moisturizer, que tiene una fórmula de gel-crema ligera como el agua con ácido hialurónico y proporciona una ráfaga instantánea de hidratación duradera. Para la piel sensible, elige una crema hidratante que proporcione a tu piel una nutrición suave. Un hidratante para pieles sensibles suele estar libre de fragancias para ayudar a minimizar las posibles reacciones. Nos gusta Moisture Rescue Actively Hydrating Daily Lotion Fragrance Free SPF 15, ya que es suave con la piel y también proporciona protección solar de amplio espectro con FPS 15. Incluso para los tipos de piel grasosa, la crema hidratante debe formar parte de tu régimen diario de cuidado de la piel. Si tu piel se siente a menudo resbaladiza o grasosa, busca las cremas hidratantes con etiquetas como “mattifying” (matificante) u “oil control” (control de aceites) que están formuladas para ayudar a reducir el exceso de oleosidad y los brillos visibles del rostro.

Cómo usar una mascarilla facial

Una de las razones por las que explotó la popularidad de las mascarillas de láminas tan rápidamente es que son portátiles, desechables y muy fáciles de usar. ¿Necesitas ideas sobre cómo pasar el tiempo mientras enmascaras? Ponte la mascarilla mientras meditas, mientras te preparas para salir por la noche, o incluso mejor, mientras te dedicas a ti misma y te acomodas con un libro. Dado que las mascarillas de láminas solo tardan 15 minutos, son fáciles de usar mientras realizas varias tareas. La próxima vez que tengas que poner esfuerzo para leer todos los correos electrónicos y vaciar la bandeja de entrada, date el gusto con una mascarilla de láminas para hacer la tarea más divertida. ¿El jueves por la noche es tu noche designada para pasarla en casa con la televisión y las palomitas? Añade un elemento de spa con una mascarilla de láminas. ¿Necesitas un regalo asequible para tus damas de honor? Compra una ronda de mascarillas de láminas, personalizadas para el tipo de piel de cada amiga. Para las personas viajeras, una mascarilla de láminas es un elemento esencial de la rutina de belleza en el viaje por la carretera y, lo que es mejor, es fácil de transportar. Los amantes del ejercicio también son conocidos por poner una mascarilla de láminas en el bolso del gimnasio para ayudar en la transición del gimnasio al tiempo de brillar. Además, las mascarillas de láminas son un agregado magnífico para las selfies, así que no dejes de compartir tu mascarilla con el mundo. (Si necesitas ideas para encontrar tu momento perfecto de zen y piel, echa un vistazo a algunos de nuestros enmascaradores favoritos mostrando #HowIMask.)

Antes de ponerte la mascarilla, el primer paso es limpiar el rostro para eliminar el exceso de suciedad, aceite e impurezas del cutis. (No querrás que tu mascarilla se coloque encima de toda esa mugre). Para una limpieza y desmaquillado rápidos y suaves, prueba Micellar Cleansing Water sin enjuague. En tan solo unas cuantas pasadas con una almohadilla de algodón, tu cara puede transformarse en la superficie ideal para una mascarilla facial. Una vez que te hayas limpiado, abre el paquete de la mascarilla y localiza los recortes de los ojos y de la mascarilla para colocarlos correctamente. Coloca los recortes de los ojos y la boca en tu rostro y extiende la mascarilla facial sobre tu piel. La solución mantiene la mascarilla en su sitio mientras el suero trabaja sobre tu piel. Después de unos 15 minutos, retira la mascarilla facial y descártala, ya que las mascarillas son un producto de un solo uso. Puede quedar un exceso de suero en la superficie de la piel. No es necesario enjuagarlo; simplemente masajea el producto sobrante sobre la piel. Después de que el suero se seque, sigue con tu crema hidratante favorita de Garnier.

¿Con qué frecuencia debes usar una mascarilla facial?

Si tienes una piel normal que no es demasiado seca ni grasosa, puedes usar una mascarilla de láminas una vez a la semana. La piel más seca se beneficiará de un uso más frecuente de mascarillas de láminas, así que prueba utilizarlas dos veces por semana. Recomendamos dejar que la mascarilla de láminas actúe durante unos 15 minutos, lo que significa que solo se necesita media hora más a la semana para conseguir una piel hidratada.

Para la piel grasosa, es importante mantenerla limpia e hidratada a fin de evitar que se acumule el aceite, y ahí es donde entran en juego las mascarillas de láminas hidratantes y matificantes. A menudo, las personas con piel grasosa piensan que es mejor secar la piel. De hecho, resecar la piel puede tener el resultado contrario al deseado. El uso de una mascarilla de láminas hidratante puede ayudar a mantener la piel equilibrada. Sin embargo, la piel grasosa no necesita una mascarilla tan a menudo; la Dra. Madfes, dermatóloga asesora de Garnier, recomienda a las personas con piel grasosa que incorporen la mascarilla de láminas una vez a la semana. Independientemente de la frecuencia con la que decidas colocarte la mascarilla, la Dra. Madfes dice que “dedicar tiempo en el día para hidratar la piel es algo bueno”.

Cuando incorpores las mascarillas en crema o de láminas a tu rutina de cuidado de la piel, prueba diferentes opciones para saber qué es lo que mejor funciona para tu piel. Cuantas más mascarillas pruebes, mejor entenderás lo que funciona para ti. Además, obtendrás todos los beneficios relajantes adicionales de tomarte un tiempo para ti y tu piel. Cuando tienes conocimientos sobre las mascarillas, basta con una mascarilla de láminas para engancharse con este paso nutritivo del cuidado de la piel. ¡Prepárate para una piel radiante!

Productos relacionados