¿Cuáles son los ingredientes del agua micelar?

El agua micelar es impresionante en varios sentidos. En primer lugar, es compatible con todos los tipos de piel como limpiador diario. En segundo lugar, elimina todo rastro de maquillaje o residuo del rostro con suavidad y sin deshidratar la piel. Por último, es superportátil y puedes llevarla fácilmente de viaje, para que el cuidado de la piel sea fácil y rápido en cualquier parte del mundo. Pero ¿qué hace exactamente que el agua micelar sea uno de los mejores limpiadores faciales que existen? Descubre cómo su principal ingrediente, las micelas, limpian tu piel de forma tan perfecta.


Conoce las micelas

El agua micelar apareció por primera vez en París como sustituto del agua en el cuidado de la piel. Se consideraba que el agua de París tenía un efecto negativo sobre la piel que podía provocar sequedad y posibles imperfecciones. De ahí que se haya desarrollado el agua micelar como sustituto del agua dura para eliminar todos los restos de maquillaje, sudor, aceite y suciedad sin necesidad de enjuagar.


El principal componente del agua micelar son las micelas, que son diminutas moléculas limpiadoras de lípidos suspendidas en el agua. Estas partículas tienen la capacidad de atraer las partículas de grasa y levantarlas de la piel, como un imán. Las micelas son extremadamente minuciosas y pueden eliminar el maquillaje de larga duración, como el rímel resistente al agua o el lápiz de labios a prueba de besos.


Facilidad de uso

Lo que hace que el agua micelar sea genial, además de sus cualidades de limpieza profunda, es que es muy fácil de usar. Basta con verter la solución en dos almohadillas de algodón y presionarlas suavemente contra la piel para eliminar el maquillaje y los residuos. El agua micelar facilita la limpieza después de un largo día. También es muy eficaz en situaciones en las que no tienes acceso al agua, pero necesitas limpiar la piel.


Productos relacionados