¿Qué puede hacer el carbón por la piel grasa?

Cuando se trata de piel grasa es importante usar los productos adecuados para limpiar e hidratar la piel. El propósito es tratar de eliminar el exceso de grasa y a la vez mantener la piel flexible, hidratada y saludable. Un ingrediente eficaz que debes buscar en las fórmulas de los productos es el carbón. Descubre más sobre cómo el carbón te puede ayudar a mantener una tez equilibrada y sin brillo.


¿Cómo funciona el carbón?

Seguro conoces el aspecto y la forma del carbón que se usa en las barbacoas, pero lo cierto es que el carbón es un ingrediente muy eficaz en el cuidado de la piel. El carbón atrae a las toxinas, y cuando se usa en la piel, arrastra las impurezas como la grasa, la suciedad, el sudor y el maquillaje como si fuera un imán. El carbón funciona como una especie de esponja, y es por eso que en los hospitales lo usan para tratar la intoxicación etílica.


Sobre todo cuando se combina con un ingrediente que desobstruye los poros como el ácido salicílico, el carbón puede actuar como una esponja que elimina las toxinas y limpia tu rostro. Es perfecto para la piel con tendencia a brillar. También ayuda a limpiar profundamente los poros y liberarlos de exceso de sebo, células muertas y aceite.


Cómo usar el carbón en tu rutina de cuidado de la piel

Los productos formulados con carbón o extractos de carbón pueden ser perfectos para la piel grasa y con tendencia a imperfecciones. En el mercado hay numerosos productos que contienen estos ingredientes, así que deberías probar alguno si quieres refrescar tu rutina de limpieza, exfoliación e hidratación.


1. Limpiar

La limpieza dos veces al día es indispensable para eliminar el exceso de grasa y para contar con una base limpia para los demás pasos de tu rutina. Garnier SkinActive’s Clean+ Shine Control Cleansing Gel es un excelente limpiador para revitalizar la piel y regular la producción de grasa. Haz un masaje circular con el producto en la piel mojada y luego enjuágalo. Tu piel se verá mate y sin brillos. Si tu piel es sumamente grasa, puedes limpiarla dos veces. Este gel es ligero pero limpia los poros completamente. Después de usarlo, tu piel se sentirá suave y limpia.


2. Exfoliar

Debes exfoliar la piel grasa con regularidad. Dependiendo de las necesidades de tu piel, debes tratar de exfoliarla una o dos veces por semana. Busca productos formulados con carbón, ya que este puede ayudar a eliminar la grasa y además arrastra las partículas de suciedad y suaviza la piel, eliminando las células muertas de la superficie. Garnier SkinActive’s Clean+ Blackhead Eliminating Scrub, formulado con carbón y ácido salicílico, es una gran opción para ti. Ayuda a tu piel a lograr una apariencia más suave y limpia tus poros. Después de la exfoliación, tu piel se siente fresca y puede absorber más fácilmente los productos que uses a continuación. Este es el momento perfecto para aplicar una mascarilla, tónico o humectante, ya que tu piel está lista para absorber productos.


3. Mascarilla

Deberías usar una mascarilla en tu piel grasa para regular la producción de grasa y evitar los brillos. Prueba una mascarilla de carbón refrescante y energizante con regulación de grasa como Garnier SkinActive’s Pore Purifying 2-in-1 Cleanser/Mask, una fórmula cremosa a base de arcilla. Aplica en la piel húmeda y masajea con movimientos circulares. Déjala actuar un minuto antes de enjuagarla. Si la dejas actuar demasiado tiempo puede resecar la piel, así que no esperes a que se seque. Enjuágala con agua tibia hasta eliminar completamente la mascarilla/limpiador de tu piel. Tu piel se sentirá suave, hidratada y libre de grasa.


4. Hidratar

Para finalizar tu rutina, aplica un producto para hidratar la piel y protegerla a lo largo del día. Prueba Garnier SkinActive’s Clearly Brighter Brightening and Smoothing Daily Moisturizer SPF 15. Es ligero, no obstruye los poros y protege tu piel del daño solar. Además, está formulada con vitamina C y E y esencia de corteza de pino que ayuda a iluminar y alisar el aspecto de la piel. Aplica una pequeña nuez en tu rostro y masajea para que penetre con un movimiento hacia arriba y hacia afuera hasta que tu piel lo absorba.


5. Para llevar

Si sientes la piel grasa después de hacer ejercicio, cuando estás de viaje o necesitas una limpieza rápida, también puedes usar Garnier SkinActive’s Clean+ Purifying Oil-Free Towelettes para eliminar fácilmente el maquillaje y la suciedad. En periodos de mucha actividad, llevar siempre estas toallitas es la solución perfecta cuando necesitas un retoque.


Productos relacionados