Qué es el shampoo seco y cómo usar el shampoo seco

El shampoo seco puede ser tu aliado de belleza, especialmente si eres una persona activa o quieres que las ondas ganadas con tanto esfuerzo perduren. ¿No lo has probado? Tal vez sea el momento de hacerlo. Esta guía para el cabello te enseña cómo funciona el shampoo seco y cómo pueden utilizarlo tanto las profesionales como las inexpertas.


Qué es el shampoo seco

El shampoo seco normalmente contiene alcohol o un polvo fino (o una combinación de ambos) para ayudar a absorber la grasa y refrescar el cabello entre lavados. El producto en polvo puede consistir en arcilla, almidones y tapioca o incluso ceniza volcánica (en serio). El almidón de arroz, que puedes encontrar en Fructis Invisible Dry Shampoo, es especialmente bueno porque no deja residuos visibles a la vez que limpia.


¿Cómo funciona el shampoo seco?

Las fórmulas de shampoo seco ayudan a absorber el exceso de grasa y residuos que se acumulan en el cabello, lo que permite prolongar la duración de tu peinado. Así que, si recientemente teñiste tú misma las ondas playeras de tus sueños, no tienes que preocuparte por que se deslave en la mañana siguiente. Por el contrario, simplemente lava el exceso de grasa, suciedad o residuos vaporizando rápidamente un poco de shampoo seco.


Cómo usar el shampoo seco

Agita la lata, ya que el polvo tiende a asentarse. Luego levanta el cabello holgadamente y apunta la boquilla vaporizadora del shampoo seco hacia las raíces, manteniendo la lata a una distancia de 15-20 cm del cabello. Usa los dedos para masajearlo y cepilla el cabello para distribuir el shampoo seco y eliminar cualquier resto de polvo. Tu cabello aún necesita un shampoo y un acondicionador líquidos para limpiar en profundidad y acondicionar. Además, acondicionar el cabello puede ayudar a darle humedad adicional, que es esencial para cualquier rutina que se precie. Puedes complementar tu rutina habitual de lavado del cabello con un shampoo seco, pero no lo uses todo el tiempo.


Cómo encontrar el mejor shampoo seco para tu cabello

El shampoo seco no es una solución universal. Algunas fórmulas funcionan mejor con ciertas texturas de cabello. En primer lugar, determina si tienes o no el cabello graso. Si las raíces del cabello se ven grasosas o brillantes al mediodía, podrías tener el cabello graso. Prueba este shampoo seco sin siliconas para ayudar a absorber el exceso de grasa al instante y restaurar la sensación de cabello recién lavado.

Si evitas el shampoo seco porque no te gusta el residuo blanco que puede dejar, prueba uno que contenga almidón de arroz, como Fructis Invisible Dry Shampoo. Absorbe la grasa al instante, refresca el cabello rápidamente y añade volumen sin dejar una textura granulada. Extra: No contiene siliconas ni parabenos. En solo unos segundos, el cabello se siente limpio y suave (y permanece así durante todo el día).

Según el look o la sensación que estés buscando, sin duda alguna encontrarás el producto indicado para atender tus necesidades. Si has sentido curiosidad acerca de cómo incorporar el shampoo seco a tu rutina capilar, no hay mejor momento que ahora.

Productos relacionados